Suman 161mdp desvíos en Tula

Miguel Ángel Martínez. Tula de Allende.- Concluyeron auditorías a las arcas municipales que mantuvo tres meses a personal de la Auditoría Superior del Estado de Hidalgo (ASEH), fiscalizando las cuentas públicas 2021 y 2022, del ex presidente municipal Manuel H. B., en prisión preventiva por el delito de peculado.

Así lo informó el alcalde Mario Guzmán Badillo, quien afirmó que los inspectores se retiraron, encontrando faltantes por más de 161 millones, a falta de ver si hay más anomalías durante los últimos 11 meses que el ex edil fungió, quien también es señalado del delito de uso ilícito de facultades y atribuciones agravado.

“Todavía tenemos que ver si en el último trimestre de 2022 y hasta agosto de 2023 hay algo más, lo cierto es que el personal de la Auditoría no nos ha dicho nada al respecto, pero sí está pendiente”, aseveró el mandatario.

Previamente, se dio a conocer en conferencias de prensa que en la cuenta pública 2021 se encontraron inconsistencias por 86 millones de pesos, mientras que en 2022 fueron otros 75 millones faltantes.

El monto de 2021 podría ser mayor, ya que según reveló el director estatal de Auditoría Gubernamental, Fernando Barragán Pulido, se detectaron un sinnúmero de facturas canceladas, pero que en su momento fueron pagadas por el depuesto gobierno.