Ixmiquilpan sigue tensión social;otra vez toman la presidencia

Arturo G. Alanis. Ixmiquilpan.- Transcurre enésima movilización de protesta, este jueves 30, en contra de la presidente municipal, Araceli Beltrán Contreras, ahora por parte de habitantes de las comunidades de El Olivo y Chalmita, quienes tomaron el edificio del ayuntamiento, a modo de protesta porque no han sido recibidos en audiencia desde hace ocho meses.

Dichas comunidades reclaman el comienzo de una obra para la ampliación de un sistema de agua potable, en la que presuntamente Araceli Beltrán no ha querido hacer lo que corresponde a la alcaldía, no obstante que ya se cuenta con la autorización y recursos federales vía el Instituto Nacional para los Pueblos Indígenas (INPI).

Los quejosos bloquearon el acceso a la presidencia municipal, al tiempo que colocaron varias cartulinas con leyendas de protesta, reprochando a la alcaldesa que “La obra pública no se condiciona”, lo mismo que “Los intereses individuales terminan ante los Derechos de la colectividad”.

A la entrega de este reporte, una comisión vecinal esperaba ser recibido en meda de diálogo, mientras otros inconformes cerraban con candado una puerta colindante con el Teatro Hidalgo, para evitar que por ahí ingresara o huyera Araceli Beltrán, quien aún no llegaba a dicho edificio público.