Denuncian tulenses a Conagua por negligente  ante posibles inundaciones 

Miguel Á. Martínez. Tula de Allende. Damnificados de la inundación del pasado septiembre en Tula, denunciaron que la Comisión Nacional del Agua (Conagua) no deja de causarle perjuicios a los oriundos de la Ciudad de los Atlantes, a quienes mantiene en constante angustia y zozobra de sufrir una nueva anegación.

Vecinos de las colonias 16 de enero y La Malinche, afirmaron que tan grande es el temor de una nueva contingencia que algunos hasta han llegado a enfermar de padecimientos cardíacos, los que, incluso, esta semana causaron el fallecimiento a un residente de la calle 3 Culturas, quien murió de un infarto.

Indicaron que, por respeto al difunto, querían reservar la identidad del finado, pero que el señor era muy conocido. Responsabilizaron del ataque al corazón a la dependencia federal, porque el fallecido, se la pasaba viendo con preocupación al río y alertaba a todo mundo sobre una nueva sumersión en las aguas negras del río Tula.

Agregaron que la muerte del habitante de la 3 Culturas se dio a partir de la gran alerta que dieron las autoridades a principios de la presente semana, en la que daban cuenta de la posibilidad de un nuevo desbordamiento del cuerpo de agua de la demarcación, lo que incluso provocó que la empresa de Autobuses Valle del Mezquital, moviliza sus unidades a un área no susceptible de inundación y personal de la Conagua, retira a puntos altos la maquinaria con la que ejecuta el Plan Hídrico de Tula.

Uno de los quejosos condenó que, aparte de que el año pasado, la dependencia federal inundó Tula para salvar la CDMX, hoy mantenga a sus habitantes con miedo, lo que está empezando a causar enfermedades cardíacas en los adultos y serias afectaciones psicológicas entre los niños.