Julio Menchaca asegura que ganó
el debate con las mejores propuestas

Manuel Castellanos. Huejutla de Reyes. — Julio Menchaca Salazar, candidato común a gobernador por Morena, Partido Nueva Alianza Hidalgo (PNAH) y Partido del Trabajo (PT), presentó la noche de este jueves una serie de propuestas en materia de obra pública, pueblos indígenas y educación con las que demostró pleno conocimiento de la problemática del estado y del aparato gubernamental que darán paso al Hidalgo que queremos.

Durante el segundo debate organizado por el Instituto Estatal Electoral de Hidalgo (IEEH) en la Universidad Politécnica de Huejutla, advirtió que política pública que no va acompañada de presupuesto es demagogia.

Los temas que se abordaron en esta segunda emisión fueron “Obra pública”, “Derechos de comunidades y pueblos indígenas” y “Educación”.

El abanderado de “Juntos Hacemos Historia” aseguró que representa un movimiento para la transformación de Hidalgo, “y la comunicación es columna vertebral de este movimiento, pues sólo con buenos caminos se podrán hacer llegar opciones de desarrollo y de bienestar para las y los hidalguenses”.

Asimismo, recordó que en el estado hay 4 mil 900 kilometros de carreteras sin pavimentar, producto de la desatención, de la corrupción y el abandono de anteriores administraciones, lo cual ha privado a muchas comunidades de las posibilidades de desarrollo.

Al respecto, Menchaca propuso que el programa federal de caminos rurales sea una realidad también en Hidalgo, para lo cual se va a convocar la participación de la población como una prioridad. “De la mano del gobierno federal, vamos a cambiar la vida de los hidalguenses”, enfatizó.

También lamentó que la concentración de los recursos, particularmente en la capital, ha alejado las posibilidades de desarrollo y ha generado la migración de las personas.

En el tema de “Derechos de comunidades y pueblos indígenas”, Menchaca Salazar recordó que existe la llamada casa blanca, destinada para el descanso del gobernador, lo cual, dijo, se va a modificar durante su gobierno, pues el espacio será utilizado para conectar a los pueblos originarios con su cultura, mediante la creación de un museo donde además se atienda la enseñanza del náhuatl y se propicie la integración de este sector social.