Escasa participación en marcha; esperan solución de P. Charrez

Ixmiquilpan.- Tal como lo adelantó este diario, habitantes de Ixmiquilpan marcharon por las principales calles y avenidas de esta cabecera municipal, este fin de semana, a modo de protesta y para exigir no más violencia y freno a la ola delincuencial, problemas sociales desbordados durante los últimos meses en esta zona del Valle del Mezquital.

Sin embargo, el llamado para la movilización registró muy escasa participación, pues sólo acudieron no más de 70 vecinos del barrio El Fitzhi, que es donde surgió la iniciativa correspondiente; así que la marcha no interesó a las autoridades delegacionales y habitantes de alrededor de 150 comunidades, barrios y colonias de esta municipalidad.

Aún así, aquel número de ciudadanos bastó para demandar, sobre todo a las autoridades de la presidencia municipal que hagan su trabajo para reducir los índices de asaltos en comercios y viviendas, así como los robos a  transeúntes y de vehículos, que ya son “el pan de cada día” de todos los ixmiquilpenses.

Los reclamos se hicieron llegar hasta la puerta del edificio del ayuntamiento, donde se exigió la presencia del alcalde, Pascual Charrez Pedraza, quien no se encontraba en ese momento, pero funcionarios menores hicieron el compromiso de realizar pronta reunión para ventilar las inconformidades y demandas ciudadanas.

Con ese compromiso, durante la mañana del domingo 14, Pascual Charrez no dudó en acudir personalmente al Teatro del Pueblo de El Fitzhi, donde ya lo esperaba la mayoría vecinal, acompañada del titular de la delegación comunitaria, Roberto Carlos Uribe Alvarado, así como integrantes de los distintos comités del barrio.

Las exigencias redundaron en la pronta colocación de cámaras de videovigilancia en puntos estratégicos de todo Ixmiquilpan, mayor presencia y reacción inmediata de la policía municipal, así como solicitar el apoyo permanente de los cuerpos de policía Federal y Militar.

Por Arturo G. Alanis

Compartir